El conflicto entre Rusia y Ucrania, que se venía gestando hace años, estalló en lo que se considera una especie de tercera guerra mundial, tras la invasión rusa y las movilizaciones militares. En este contexto, los países se encuentran en estado de alarma y todo el mundo sigue el minuto a minuto.

Frente al reciente estallido entre Rusia y Ucrania, una de las voces más esperadas es la de Estados Unidos. Sobre el conflicto, el presidente Jon Biden, en un discurso desde la Casa Blanca, anunció sanciones económicas y restricciones a las exportaciones. Según se detalló en Infobae, el mandatario dijo que las medidas fueron diseñadas para tener un impacto a largo plazo en Rusia y minimizar el efecto a largo plazo en EE.UU y sus aliados. Ver artículo Infobae. 

A su vez, la invasión de Rusia a Ucrania también podría incidir en la negociación con el Fondo Monetario Internacional. En La Nación, Sofía Diamante consignó que el estallido se dio justo un día antes de que se cumplan las cuatro semanas que el ministro de Economía, Martín Guzmán, estableció como plazo para dar a conocer el acuerdo final con el FMI. En este contexto geopolítico, el economista Fernando Marull proyecta que la Argentina se beneficiará con el aumento del precio de las commodities. Ver artículo La Nación. 

Por otra parte, la tensión entre estos dos países también está provocando alzas en los precios energéticos. Es por ello que los funcionarios locales quieren asegurarse de que eso no impacte en el despacho doméstico de combustibles. Martín Bidegaray mencionó, en Clarín, que si bien las ventas de gasolina pasan por un buen momento, existen refinerías que no pueden procesar la cantidad de nafta y gasoil que quisieran. El último aumento que se dio, del 9% después de varios meses sin subas, abrió la expectativa en el sector sobre la posibilidad de más correcciones. Ver artículo Clarín. 

Entre otros temas, las tarifas de electricidad siguen en el centro de la tormenta. En una nota de Perfil se señaló que la Secretaría de Energía publicó hoy la Resolución 105 en el Boletín Oficial, la que modifica parcialmente a la Resolución 40 del 31 de enero. Esta medida significa un reajuste promedio del 18% en el precio estacional de la energía eléctrica, uno de los componentes de la tarifa final junto con el transporte, la distribución y los impuestos. Además, se precisó que en el Área Metropolitana Buenos Aires la suba de la factura final de los usuarios no superará el 22%. Ver artículo Perfil. 

 

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre