El presidente de la nación dio apertura a las 140º sesiones ordinarias del parlamento argentino. Las vacunas, así como diferentes temas que tienen correlación con la industria de farma estuvieron presentes en el discurso inaugural.

En el arranque de su discurso ante el pleno del parlamento, el presidente de la nación Alberto Fernández, afirmó que «nos han tocado tiempos difíciles signados por crisis sanitarias, económicas, y bélicas«.

Y luego de solicitar un minuto de silencio expresó que «la pandemia que asola a la humanidad se combinó aquí con una enorme crisis económica y social desatada en el 2018«. Aunque a continuación se mostró expectante y convocó a ingresar en un sendero de desarrollo integral. Lo atravesaremos encontrando coincidencias y diferencias, indicó.

El primer mandatario explicitó que la irrupción de la pandemia encontró en la Argentina un sistema productivo muy deteriorado, un sistema de salud «abandonado«, una deuda insostenible con el FMI, entre otros factores contextuales. Posteriormente precisó que se dio en el país, la mayor campaña de vacunación de la historia. Puntualizó que la campaña comenzó el 29 de diciembre de 2020, primero con la vacuna Sputnik de Rusia, a la que consecutivamente se sumaron la de AstraZeneca, la Covishield y la Sinopharm. Más tarde las de los laboratorios Moderna, Pfizer y Cansino. Así remarcó que Argentina compró vacunas producidas en Rusia, China, India, Estados Unidos y países de Europa. Luego dijo que «además comenzamos a producir en el país algunas de esas vacunas«. Esto sin hacer referencia taxativa a que Argentina únicamente fabricaba la materia prima de la versión latina de AZ, convenio que luego no dio cumplimiento a la fecha pautada, y al hecho de que en relación a la Sputnik, se realizaba únicamente el proceso de envasado.

El presidente dijo que se recibieron 112 millones de dosis, de siete laboratorios diferentes. Explicó que en la actualidad, la Argentina es uno de los países con mayores índices de vacunación entre los países con más de 30 millones de habitantes, en un podio que comparte con China y España. Más abajo indicó, que aparecen potencias mundiales como el Reino Unido, Estados Unidos, Alemania, y Rusia, todas ellas productoras de formulaciones autóctonas. Señalando que la «pandemia aún no ha terminado» más Fernández dijo después que la inflación es el principal desafío que tiene por delante el gobierno.

El mandatario se refirió además a un tema que estuvo en el centro de la agenda política. Señaló que es la primera vez que se rechaza un presupuesto en este recinto. Y que a pesar de ello se logró con el FMI un entendimiento «inusual». En ese marco aclaró que no habrá ninguna reforma previsional, y que la edad jubilatoria no será alterada. En consonancia aprovechó para traer a colación a los «medicamentos gratis«, y a la reciente decisión de que los afiliados del PAMI puedan elegir a los médicos especialistas.

Se refirió también a la ley de cannabis que tiene media sanción en diputados, y sobre la que únicamente indicó que podría generar 10 mil puestos de trabajo. Además mencionó a la ley del Compre Argentino, la que impacta directamente en la incidencia de los laboratorios nacionales, al momento de las licitaciones públicas.

Respecto del nuevo período legislativo, dijo que se presentará un proyecto de ley de nano biotecnología que supere a la actual ley de tecnología moderna. Subrayó la intención de traccionar inversión privada hacia la investigación y el desarrollo. Y por último, el presidente indicó que durante este 2022 se avanzará hacia un «proceso de federalización de la ciencia«.

Los puntos sobre Farma en el discurso parlamentario. #Discurso #SesionesOrdinarias #Parlamento #PoderLegislativo  #PresidenteFernández #Farma #Pharmabiz

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre