(Desde Baradero) Hoy dio luz la vaca transgénica número 11. Claro que no es cualquier vaca. Es la nueva integrante de la dinastía Patagonia que forma parte del tambo farmacéutico del laboratorio Bio Sidus.

Así, este nuevo ejemplar ayudará a consolidar el plan del laboratorio argentino, que apunta a obtener insulina humana a partir de clones vacunos.

Según dijo a este medio Andrés Bercovich, gerente de Desarrollo de Bio Sidus, la insulina humana obtenida a partir de este proceso podría estar en el mercado local a partir de 2012.

La compañía también está invirtiendo en el campo de la terapia génica y en su proyecto de hormona de crecimiento humana.

En total lleva destinados u$s 8 millones desde que comenzó con las investigaciones en el ámbito de los biofármacos, siendo un pionero en la región en esta disciplina.

Cristina Kroll, desde Baradero

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre