El mercado de la diálisis peritoneal se robusteció en esta era de pandemia. Debido a las restricciones por el COVID-19, la opción de tratamiento domiciliario se constituyó en una alternativa clave. La que manda en este segmento es la norteamericana Baxter, cuyos servicios se brindan a través de la Droguería COMARSA en la Argentina.

El COVID-19 puso en jaque a todos los sistemas de atención de la salud. Y fue por este contexto que en este período se consolidaron las consultas médicas virtuales así como las prescripciones digitales; y otras herramientas que hacen a la atención médica remota.

El impacto del coronavirus también afectó de forma directa el funcionamiento de los prestadores y los centros de salud. Y es en ese entorno que muchas empresas, rápidas de reflejos, vigorizaron diferentes opciones de atención a domicilio.

Es en este marco que Droguería COMARSA, la representante de la norteamericana Baxter en la Argentina, robusteció durante la pandemia el servicio de diálisis peritoneal -un tipo de diálisis que no requiere asistir a un centro de salud-. Sus directivos explicaron a Pharmabiz que «luego de un primer año de incursión en el servicio, y con un contrato firmado con la empresa multinacional, la droguería ha logrado afianzarse en el rubro y proyecta continuar mejorando sostenidamente en el tiempo».

La diálisis peritoneal se constituye en una opción de gran valor para los pacientes que pueden recibir el mismo servicio en las instalaciones de su hogar. Sin embargo, esta práctica no termina de despegar fundamentalmente por la falta de conocimiento de esta alternativa. Esto a pesar de que el equipamiento adaptado para el uso hogareño requiere únicamente de una cicladora que tiene el tamaño y peso de una CPU. Además son necesarias paredes pintadas y sin humedad, pisos simples de limpiar y sin alfombras. Puertas y ventanas que se puedan cerrar para evitar corrientes de aire y un pie de suero o similar a efectos de colgar la bolsa.

Asimismo es importante indicar que el tratamiento es factible de llevarse a cabo durante la noche, mientras la persona duerme, o durante el día. Así la diálisis domiciliaria ofrece la ventaja de que el paciente tiene la posibilidad de continuar con el desarrollo normal de sus principales actividades y en muchos casos trabajar desde su hogar.

De todas maneras, la firma con sede central en Rosario también opera mediante el tradicional esquema de los centros de diálisis. COMARSA brinda sus servicios a través del DAOMI, uno de los centros de nefrología referente del sector. La droguería -comandada por el argentino Adrián Costa– opera hace más de tres décadas y tiene bajo su ala el portafolio de soluciones parenterales, bombas de infusión, consumibles y anestésicos de Baxter desde el 2013. A su vez, en la previa del COVID-19 sumó la representación del negocio de Cuidado Renal, con productos enfocados en diálisis peritoneal y hemodiálisis.

La compañía cuenta con más de 100 mil m3 de infraestructura. En la actualidad, la empresa importa y comercializa en el país la línea de camisolines, batas estériles y barbijos N95 de la norteamericana Kimberly-Clark. También representa a la italiana Flow-meter; y a la japonesa Terumo. Ver sitio COMARSA.

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre