Si bien la industria farmacéutica cuenta con una consolidada matriz productiva en la Argentina, su flujo de exportaciones se considera bajo. Según las últimas estadísticas del INDEC, farma exporta el 10,16% de lo que fabrica en el país. Se identifican barreras paraarancelarias, exigencias particulares de los distintos reguladores de medicamentos, así como altos costos internos. El gobierno convocó a una reunión, pero por ahora se presentan demasiadas generalidades de la que farma puede tomar poco partido.

El intercambio comercial volvió al tapete de la agenda político-económica en este año electoral. Fue por eso que, hace cerca de 10 días el gobierno convocó a diferentes sectores industriales a una reunión en el Palacio San Martín, encabezada por el ministro de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto, Santiago Cafiero.

Allí se listaron los sectores a los que se denominan estratégicos en pos de impulsar las exportaciones. Y el sector de Farma fue de la partida. Se señaló a la Biotecnología; a todas las empresas que operan bajo el paraguas de la Economía del Conocimiento; al sector farmacéutico y al de los Ensayos Clínicos; y al de la industria del Cáñamo y del Cannabis Medicinal como claves a efectos de dinamizar las ventas hacia el exterior.

Sin embargo, y según pudo consultar Pharmabiz con diferentes fuentes de la industria, se hace muy cuesta arriba concretar exportaciones debido a un abanico de motivos. Por un lado, desde el sector señalan que los costos internos hacen extremadamente difícil exportar medicamentos. Explican que el valor unitario, que surge del pecio de salida de fábrica más la adición del flete según el país de destino, no permite virtualmente generar ganancia alguna. Aunque, en farma, hay otro tema más crucial y es el hecho de que los respaldos científicos y ensayos no siempre son aprobados por la autoridad sanitaria de los países destinatarios en tiempo y forma, lo que se constituye en una especie de barrera paraarencelaria difícil de franquear.

Además de esto, resaltan que casi todas las veces resulta imperioso contratar un representante local, algo que termina encareciendo aún más el posible intercambio. En el sector destacan también que muchas de las formulaciones que la industria de farma argentina podría exportar ya se encuentran presentes en la mayoría de los países de interés. Con todas estas limitaciones, no extraña que el grueso de las exportaciones en la actualidad tengan como destino a empresas del mismo grupo en América Latina.

Pruebas al canto sobre las dificultades para generar ventas a los mercados externos en farma son las cifras que revela el INDEC. Según datos publicados por el instituto, durante agosto farma vendió apenas el 0,82% de lo que exporta la Argentina. Esto representa un total de u$s 67 millones. De modo que el sector está por fuera del top 20 en términos de relevancia. Además, de acuerdo al informe sectorial que el INDEC publica periódicamente, durante el segundo trimestre de 2021 la facturación de la producción nacional de la industria farmacéutica ascendió a $95.493,7 millones (u$s 909.1 millones), de los cuales $85.796,3 millones (u$s 816.7 millones), un 89,84% fueron colocados en el mercado local. En cambio, las exportaciones sumaron $9.697,4 millones (u$s 92.3 millones), un 10,16% del total. Ver informeVer informe.

Un capítulo aparte merece el segmento de los biosimilares. Este tipo de producto que está cobrando un fuerte impulso internacional en función del diferencial de precios que representan respecto de los biológicos de última generación, se mantienen en una zona gris respecto de su situación tributaria. Esto a pesar de que, según pudo recopilar Pharmabiz, en mayo comenzó a regir un nuevo monto de Derecho de Importación Extrazona (DIE) del 14% para un conjunto de activos farmacéuticos, lo que ponía en ventaja a ciertos productos made in Argentina. Ver artículo Mercosur: cambios en aranceles, farma y más.

Pero, mientras tanto, el Estado difunde que se eliminaron los derechos de exportación para todo el espectro de empresas que están bajo el paraguas del Régimen de Promoción de la Economía del Conocimiento. Sin embargo, la medida solo se está aplicando para quienes ofrezcan servicios y no para las empresas que producen localmente y exportan productos tangibles, muchas de las cuales son de origen farmacéutico. Ver artículo Biosidus le saca jugo a su interferon, Kulfas. 

La reunión encabezada por Cafiero contó con la presencia de representantes de casi toda la industria. Estuvo la CILFA; y la Cámara Argentina de Biotecnología. Desde otros sectores llegaron, por caso, la Cámara Argentina de Comercio y Servicios (CAC); la Coordinadora de las Industrias de Productos Alimenticios (COPAL); la Asociación de Fabricantes de Automotores (ADEFA); la Cámara de Armadores de Pesqueros Congeladores de la Argentina – (CAPECA); La Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina (CIARA); la Asociación de Industriales Metalúrgicos de la República Argentina (ADIMRA); la Cámara Argentina de la Energía, entre otros. Ver Comunicado / Ver Comunicado.

u$s 1 = $105,04 (Cotización BCRA al martes 26/10/2021).

Biosidus le saca jugo a su interferón, Kulfas

 

 

 

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre