La francesa L’Oréal se subió a la ola del Mannequin Challenge. Destinó tiempo y recursos para congelar a 200 empleados y mostrase divertida. Lo insólito es que el propio CEO participó de la iniciativa.

Más de 200 empleados de la multi de cosmética L’Oréal quedaron «congelados» en las propias oficinas de trabajo.

Fue en pos de utilizar el recurso viral de moda conocido como Mannequin Challenge y que se extendió como un divertimento entre estudiantes.

Aunque lo curioso, es que salte el umbral de los estudiantes para que una compañía lo haga propio y dedique tiempo y recursos en montar este ¿juego?.  Por si esto fuera poco, en el caso de L’Oréal es el propio CEO, Jean-Paul Agon el que participa como actor frizzado.

La compañía publicó un video en YouTube en el cual plasma escenas de la labor diaria tales como testear productos, o compartir un café. Todo bajo la cortina musical creada por el dúo de hip hop Rae Sremmurd. En simultáneo aprovecha el paneo para realizar un repaso por cada una de sus unidades de negocio: Lujo, Cosmética Activa, Salón y Masivos.

¿A qué estará apuntando la corporación? ¿A mostrarse divertida, canchera y entretenida? ¿Qué puede sumarle en términos de marca, management o posicionamiento?

Parece que esta es una de las tantas veces en que las compañías se suben a alguna ola por el solo hecho de no quedar afuera de no se sabe bien qué partido.

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre