La ANMAT creó un nuevo programa que se enfocará específicamente en la gestión regulatoria de los medicamentos de venta libre.

La ANMAT creó un nuevo Programa de Especialidades Medicinales de Condición de Venta Libre en el ámbito de la Dirección de Evaluación y Registro de Medicamentos del INAME.

Y al frente de dicha iniciativa sentó a Inés Bignone en calidad de coordinadora. Aunque el programa estará integrado por representantes de la Dirección de Evaluación y Registro de Medicamentos, el que es comandado por Valeria Pallavicini. También tendrá un miembro de la Dirección de Relaciones Institucionales y Regulación Publicitaria, la que está a cargo de Sebastián Duarte.

Para ello designó a Inés Bignone como coordinadora de la iniciativa. El programa tendrá entre sus funciones elaborar normativas, materiales de difusión y asesorar en trámites relacionados con los OTC.

Esta medida fue oficializada a través de la disposición nº 9807, publicada hoy en el Boletín Oficial, y firmada por el número uno del organismo, Carlos Chiale. Ver disposición

El nuevo programa tendrá como función proponer y elaborar normativas sobre medicinas OTC, así como diseñar estudios cualitativos y cuantitativos que permitan ampliar el conocimiento sobre este segmento específico, que en la Argentina es muy pobre y reducido.

Lo curiosidad que trae esta noticia es que será la primera vez que en el país se materialice un área enfocada específicamente en este tipo de productos. Son los medicamentos más simples. Sin embargo, hasta ahora, formaban parte del mismo escritorio que debía analizar desde un oncológico hasta una sal antiácida básica.

La semana pasada, Pharmabiz explicó que la ANMAT abrirá una licitación pública para contratar a una empresa que se ocupe del monitoreo y fiscalización de las publicidades de los productos OTC.

Con este programa se intenta que un mismo equipo emita una mirada integradora y no fraccionada. La idea es que se pueda analizar de forma coordinada los prospectos, las etiquetas, los switchs de productos, así como los contenidos publicitarios.

La ANMAT pone principal hincapié en los rótulos, etiquetas y prospectos de los medicamentos OTC, ya que de su interpretación depende el correcto uso por parte del consumidor. Subraya además, que existe una estrecha vinculación entre el contenido de la información autorizada en los prospectos y la publicidad que luego podrá emitirse en las diferentes plataformas.

La medida de hoy completa el mapa regulatorio y organizativo de los productos OTC. La semana pasada, la ANMAT decidió que abrirá una licitación pública para contratar a una empresa que se ocupe de trackear las publicidades de productos de venta libre. De modo que le bajó el pulgar a la decisión del anterior interventor que obligaba a las empresas a que envíen cada pieza publicitaria al organismo de control. Ver artículo

El programa que tomó forma oficial hoy se encargará además de asesorar en todos los trámites relacionados con los productos de venta libre. Aunque, el objetivo principal es fomentar la interacción de las áreas técnicas con la de monitoreo y fiscalización publicitaria.

 

 

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre