El nacional Fecofar salió al ruedo con una nueva presentación de sus caramelos antibióticos, que ahora se comercializan con sabor a miel. A su vez incluyó un código QR en el envase, para acceder al prospecto en audio.

En plena temporada de invierno, el laboratorio nacional Fecofar salió al mercado local con otro medicamento OTC.

Se trata de una nueva presentación de sus clásicos caramelos antibióticos, los que ahora se comercializan con sabor a miel.

A su vez la compañía sumó una nueva funcionalidad al packaging del producto. Le estampó un código QR, el que permite el acceso a un soporte de audio con la descripción del medicamento, sus principios activos, presentaciones y prospecto. Esto apunta a ampliar el espectro a personas no videntes o con limitaciones de lectura.

Los caramelos bucofaríngeos de Fecofar, a base de tirotricina y benzocaína, compiten directamente con Aseptobrón Caramelos, de Temis Lostaló. También con Neumobron Caramelos, de Gramon Millet; Athos-B, de Roemmers; y Strepsils, de la británica Reckitt Benckiser, aunque con fórmulas diferentes.

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre