La calidad del agua es un «fundamental» para la industria farmacéutica. En ese contexto, Veolia cuenta con una división especializada en el tratamiento del agua para este mercado. La firma que un semestre atrás adquirió a la francesa Suez, opera en la Argentina desde la década del ’90. Afirman que resuelven los retos más difíciles relativos al agua.

La industria de farma abarca a distintos eslabones de la economía, con múltiples insumos y materias primas involucrados. Un ejemplo de ello es el agua, que se emplea en diversas etapas de la producción.

Según la farmacopea argentina, el agua puede ser utilizada como excipiente, en pasos de síntesis, en la manufactura de productos terminados o como agente de limpieza de reactores, de equipamiento, de materiales de envase primario y otros. Asimismo, de acuerdo con el proceso farmacéutico del que se trate, se requerirán distintos grados de calidad de agua. Tal es así que el control de la calidad del agua, incluyendo su calidad microbiológica, se constituye en un importante desafío para la industria farmacéutica. Ver Farmacopea

En tanto, y en función de las GMP, resulta obligatorio que cada site productivo cuente con su planta de tratamiento de agua. Y en función de estos requerimientos tan exigentes es que es posible apoyarse en firmas especializadas como la francesa Veolia. La empresa puede intervenir asesorando respecto de la calidad del agua que se toma de la red pública o desde pozo. En ese caso, posiblemente haya que aplicar procesos de potabilización; filtración; ósmosis inversa; y destilación. Son todos procesos de los que Veolia puede hacerse cargo. Ver Disposición ANMAT 3827/18.

Es importante resaltar incluso que luego de una actualización de la GMP en el 2019, se indica que respecto de la producción de agua para inyectables (WFI – Water For Injection) el proceso de ósmosis inversa (RO) no se considera suficiente como método de purificación, por lo que deben considerarse técnicas posteriores como la nanofiltración y la ultrafiltración.

A su vez, y en relación de las plantas farmacéuticas ubicadas en la Argentina, se suma la particularidad de que difiere la calidad del agua según la zona geográfica en donde esté ubicada la planta farmacéutica. Esto en función de que hay regiones con aguas más duras, caracterizadas por tener más sales.

La compañía subraya que su agua Elga es especializada en agua de laboratorio y que  bajo ese paraguas marcario puede contarse con agua pura y ultrapura para experimentos y trabajos de laboratorio. Todo está inscripto en su división Veolia Water Technologies que tiene un amplio abanico de productos. Los mismos son: agua purificada (PW – Purified Water) según los standards de las farmacopeas; agua estéril libre de pirógenos; y agua para inyectables. Esto incluye los servicios de ciclo completo del agua, pretratamiento; producción de agua pura; almacenamiento; distribución; y tratamiento de efluentes. Ver sitio Veolia

También se destaca que las instalaciones de R&D están ubicadas en Reino Unido y que desde allí se diseña el standard de sus productos, apuntados a generar productos y servicios compatibles con el medio ambiente en cada etapa, ya sea en la fabricación; como durante el servicio y el final de su vida útil.

A nivel global la empresa está encabezada por Estelle Brachlianoff, mientras que la unidad de Water Technologies está al mando de Vincent Caillaud. Por su parte, Argentina está bajo la responsabilidad de Diego Sierra quien actúa como Sales manager para Sudamérica. En el país sus oficinas están ubicadas en Herrera 2121, en el barrio porteño de Barracas. En la región también opera en Brasil, México, Colombia,  Chile, Ecuador, Perú, Uruguay, y Panamá.

Además de su brazo experto en agua, Veolia también tiene una pata especializada en gestión de residuos y otra en servicios energéticos. El nombre Veolia fue adoptado en el 2014 luego de una reorganización de nivel global.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre