En un semestre marcado a fuego por el COVID-19, la dueña de Nivea mostró un desplome del -10.7%. En su cuadro de desempeño, la Argentina fue específicamente incluida aunque no por sus buenos resultados. La multi afirmó que las ventas en el país disminuyeron considerablemente y que las mismas se vieron impactadas adicionalmente por los efectos negativos del tipo de cambio.

Los nuevos hábitos de consumo generados a partir de la pandemia del coronavirus siguen teniendo efectos negativos en las empresas de cosmética y cuidado personal, como Beiersdorf. Ver resultados.

La alemana publicó su reporte financiero semestral e informó una facturación global de € 3.449 millones, lo que significó una caída del –10.7% en ventas a nivel orgánico. Según lo comunicado, la demanda a la baja en el segmento de skin care explicó la performance en rojo de la corporación.

Su marca emblema, Nivea, se derrumbó un -8.8% y el total de la división de Consumo Masivo fue en retroceso en un -10.9%. Allí el segmento de Healthcare percibió una merma del -7.7%; mientras que el portafolio de Dermocosmética -encabezado por Eucerin y Aquaphor– logró una suba del 6.2%. En tanto, la más golpeada por el freno en los viajes internacionales fue su etiqueta La Prairie, con un declive del -41.9%.

La unidad bautizada Tesa cayó un -10%, en gran medida como consecuencia del COVID-19, que afectó severamente a la economía mundial en el segundo trimestre. Esta categoría, que incluye productos autoadhesivos, vio su peor cara en el segmento de Industrias Directas, aunque también exhibió cifras en negativo en la operación de Mercados Comerciales.

Nivea, la tradicional marca de la alemana que en esta cuarentena designó a un nuevo gerente general en el país, percibió un derrumbe del -8.8% en la primera mitad del 2020 a nivel global. Sin embargo, la etiqueta más golpeada debido a que los viajes internacionales quedaron freezados por la pandemia fue La Prairie, que cayó un 41.9%.

En la performance por regiones, la zona comprendida por África, Asia y Australia fue la que registró el peor desempeño, con un -13% de variación en la primera mitad del 2020. Europa estuvo cerca con un descenso del -11.8%, fuertemente impactada por la pandemia. En tanto, Américas, si bien anotó un resultado negativo, fue la que menos cayó con una baja del -3.4% para este período.

Dicho mercado exhibió resultados dispares en el negocio de Consumo. Por un lado, en América del Norte Eucerin y Aquaphor lograron un incremento en las ventas y América Latina registró un alza del 2.8% a pesar del brote de coronavirus. Brasil y Chile también crecieron a dos dígitos, pero los ingresos en la Argentina «disminuyeron considerablemente» y se vieron impactados, adicionalmente, por los efectos de la devaluación en el tipo de cambio según lo explica el reporte.

En el país la dueña de la marca Curitas designó a Iván Espósito como el nuevo número uno. Al flamante country manager le tocará recomponer el rompecabezas de la dermocosmética en la filial local tras la salida de su competidora directa, Pierre Fabre, del mercado interno. De todas maneras, las marcas del laboratorio francés seguirán vigentes a través de la firma nacional Sidus. Ver artículo.

Beiersdorf publicó sus resultados semestrales el jueves 6 de agosto a las 8 am CET/ 4 am de Argentina.

Beiersdorf con nuevo gerente general

 

Nivea se resetea en cuarentena

Beiersdorf 2019: crece 4.1%, global

Beiersdorf: resultados parciales, 2019

 

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre