Las ventas minoristas acumularon en noviembre 11 meses consecutivos en baja según el sondeo que realiza la CAME. En la comparación interanual retrocedieron un -2,9% a precios constantes, mientras que en relación a octubre declinaron un -2,2%. Las Farmacias registraron en los últimos doce meses una caída del -4,4%, en tanto que el canal Perfumerías descendió -0,2% en el mismo lapso.

El mes de noviembre cerró con una caída del -2,9% en las ventas minoristas PyMES frente al mismo mes del año pasado. La medición es a precios constantes y según el índice que periódicamente publica la CAME. De esta manera, acumularon un descenso del -2,4% en los primeros once meses del año. Los comercios vendieron en noviembre un -2,2% menos que en octubre.

De acuerdo a la entidad, en el undécimo mes del año el clima electoral le puso extrema prudencia al consumo, pero lo que más incidió en el declive del mes fueron las fuertes subas de precios que generaron una pérdida clara en el poder adquisitivo del ingreso familiar. Se notó especialmente en la demanda de alimentos y bebidas. Ver Comunicado.

Según el estudio, los alicientes de las ofertas del comercio electrónico que surgieron a comienzos del mes, con financiamiento que animaron la venta de bienes durables durante tres días, no fueron suficientes para cambiar el signo de la tendencia en las ventas. «Los sobresaltos cambiarios no ayudaron a la dinámica de las ventas del comercio minorista, especialmente a la compra de bienes de mayor valor, porque el dólar captó dinero que podría haberse volcado a ese consumo«, destacó el informe.

De los siete rubros analizados, tres escaparon a la tendencia general y crecieron en la comparación anual, lideradas por Bazar, Decoración, Textiles del Hogar y Muebles (+4,3% anual). En cambio, cuatro ramos retrocedieron, con la mayor baja en Alimentos y Bebidas (-7,7% anual).

En Farmacias, las ventas retrocedieron -4,4% anual, a precios constantes, aunque aún acumulan un crecimiento de 1,7% en los primeros once meses del año frente al mismo período de 2022. En la comparación intermensual, subieron 1,1%.

El mayor problema que tienen las farmacias hoy es la falta de productos de algunas marcas y drogas, y la demora en las entregas de los proveedores, ya sea por faltantes o por especulación. «Algunas farmacias consultadas sienten que almacenaron demasiado stock, para un mercado que hoy no convalida los niveles de precios de muchos productos y amaga con estancarse«, detalló el sondeo.

En tanto, en el canal Perfumerías, las ventas bajaron -0,2% anual en noviembre, siempre a precios constantes, y suman una caída también de -1% en los 11 meses del 2023, contra el mismo período del año pasado. En la comparación intermensual crecieron 0,9%.

Los precios tuvieron aumentos muy fuertes los últimos tres meses, cualquier crema básica pasa los $10 mil (u$s 26,37) o las fragancias nacionales no bajan de $30 mil (u$s 79,11), lo que claramente frena al consumidor.  «Se venden los envases de menos cantidades, y con mayor peso los viernes y sábados, cuando las tarjetas habilitan promociones de cuotas sin interés«, puntualizó el reporte.

Los datos surgen del Índice de Ventas Minoristas PyMES de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), elaborado en base a su relevamiento mensual entre 1.320 comercios minoristas de todo el país, realizado entre el jueves 30 de noviembre y el viernes 1° de diciembre.

u$s 1 = $379,18 (Cotización BCRA del vier 1 de diciembre del 2023)

Artículo anteriorB.I. festejó en el Tattersall
Artículo siguientePre Milei: los pañales vuelven a las farmacias
Foto del avatar
Periodista especializado en finanzas y mercado de capitales.

DEJA UNA RESPUESTA

Escriba su comentario
Ingrese su nombre