Según un artículo del periodista Nicolás Wiñazki, el gobierno de Mauricio Macri está buscando que las obras sociales retengan a los afiliados que se jubilan, en lugar de transferirlos al PAMI.

Los tiras y aflojes entre la industria farmacéutica y el gobierno por el convenio PAMI darán más tela para cortar.

Pero el ítem de los medicamentos no es el único que está en la mira. Según un artículo publicado por el diario Clarín y que lleva la firma del periodista Nicolás Wiñazki, ahora el foco está puesto en llevar adelante ciertos cambios en el organismo que apuntan a reducir el gasto fiscal. Ver Artículo.

De acuerdo al reporte, el presidente Mauricio Macri está buscando que las obras sociales asuman a los afiliados que se jubilan, en lugar de transferirlos al Estado para que sean atendidos por el PAMI.

Según el artículo de Wiñazki, el proyecto avanzaría siempre que cuente con el consenso del ala gremial. En principio, las grandes centrales como la CGT, estarían avalando la propuesta. En cambio, los sindicatos más chicos la rechazarían, ya que argumentan que carecen de fondos para responder a la nueva demanda.

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre