Los nacionales de Craveri se subieron a la era tech. Fue a través de «BIFE» una iniciativa enfocada en carne in vitro y enrolada en su división de Bioingeniería. Para ello la firma está invirtiendo cerca de u$s 200 mil a fin de desarrollar un método alternativo a la producción tradicional de carne.

El laboratorio nacional Craveri le puso primera a la Bioingeniería. Fue a través de una iniciativa que la compañía presentó hoy, jueves 21 de noviembre, en su planta industrial de Caballito.

La firma convocó a la prensa especializada para revelar los detalles del proyecto al que bautizó «BIFE» -bio ingeniería en la fabricación de elaborados- y que está enfocado en la carne in vitro.

Craveri, tradicionalmente centrado en el sector de farma, está invirtiendo cerca de u$s 200 mil a fin de desarrollar un método alternativo a la producción clásica de carne. El mismo está enrolado en su división de Bioingeniería, encabezada por la experta Laura Correa.

Este nuevo paso que está dando la compañía le da continuidad al proyecto diferencial que hizo foco en la creación de piel artificial. Del mismo derivaron incluso dos potenciales productos que en la actualidad están en etapa clínica. Son Artskin, piel artificial para heridas de difícil cicatrización; y Epibio, láminas de epitelio para ciertas condiciones oftalmológicas.

Por tratarse de una tecnología totalmente nueva, queda en discusión cómo se va a clasificar a este potencial producto y quién será el organismo responsable de regularlo. Los alcances del mismo se relacionan tanto con la ANMAT como con el SENASA.

Durante la reunión, presidida por el propio Juan Craveri, la compañía exhibió el principal activo de BIFE: la carne in vitro. A la vez invitó a la prensa a realizar un recorrido por las instalaciones del laboratorio para conocer de cerca cada etapa del proceso productivo.

Este desarrollo se estima podría estar disponible en el mercado en una década, en tanto se logre la producción a gran escala a la vez que se avance en la elaboración de un producto terminado.

Por tratarse de una tecnología totalmente nueva incluso queda en discusión cómo se clasificará a este potencial producto y quién será la entidad responsable de su regulación.

Otro de los laboratorios que tiene negocios en áreas non farma es el Grupo Insud, que está bajo la titularidad de Hugo Sigman, y que tiene diferentes empresas diversificadas. Por caso resalta en agronegocios a través de Garruchos Agropecuaria; Pomera Maderas; y Los Murmullos.

Créditos foto: Hernán Mombelli.

1- Juan Craveri; Laura Correa; y Diego Dominici.

 

2- La empresa presentó su proyecto BIFE.

 

3- Invirtió cerca de u$s 200 mil.

 

4- Tecnología totalmente nueva.

 

5- Pharmabiz recorrió la planta.

 

Craveri se pone Bio, inversión

El laboratorio Craveri presentó «BIFE», un proyecto de carne cultivada. #Craveri #Laboratorio #Bioingeniería #BIFE #CarneCultivada #Pharmabiz

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre