El Gobierno de Javier Milei le firmó el certificado de defunción al polémico Sistema de Importaciones de la República Argentina (SIRA), que había implementado el ex ministro de Economía Sergio Massa. En su reemplazo, desde mañana las compras al exterior estarán regidas por el Sistema Estadístico de Importaciones (SEDI). De esta manera, no existirán más licencias ni permisos discrecionales para importar.

A través de la resolución conjunta 5466/2023, firmada por la directora general de la AFIP, Florencia Misrahi, y el secretario de Comercio, Pablo Lavigne, la administración de Javier Milei dio nacimiento al Sistema Estadístico de Importaciones (SEDI). Tal como había sido anticipado hace unos días, se trata del nuevo mecanismo que regirá las compras de las empresas al exterior que reemplaza al polémico SIRA, que funcionó durante el último tramo del gobierno de Alberto Fernández. Ver Boletín Oficial.

A diferencia del régimen anterior, este nuevo sistema no requerirá de la aprobación previa por parte de la Secretaría de Comercio, lo que se espera elimine el otorgamiento de permisos discrecionales y las trabas al comercio exterior y reduzca posibles nichos de corrupción. Al mismo tiempo, permitirá que se declaren las importaciones de forma anticipada para luego afectarlas a un despacho a fin de normalizar y facilitar las operaciones.

Entre sus considerandos, la norma destaca que «los sistemas estadísticos de importación deben ser simples, eficientes, transparentes y previsibles, ajenos a toda discrecionalidad, garantizando de este modo, las reglas internacionales establecidas por la Organización Mundial del Comercio (OMC)». En simultáneo, destaca que el nuevo régimen de información anticipada de operaciones de importación busca «normalizar y facilitar el comercio exterior«.

La resolución, que entrará en vigencia formalmente mañana miércoles 27 de diciembre, también incluye la creación del “Padrón de Deuda Comercial por Importaciones con  Proveedores del Exterior”. Con esto, el Gobierno busca contar con información actualizada de la deuda comercial privada vigente. La inscripción estará abierta por 15 días corridos desde la publicación de la resolución.

Artículo anteriorAZ comprará Gracell, Oncología
Artículo siguienteBMS compra RayzeBio, oncología
Foto del avatar
Periodista especializado en finanzas y mercado de capitales.

DEJA UNA RESPUESTA

Escriba su comentario
Ingrese su nombre