Recientemente la ANMAT salió a la luz pública en función de dos funcionarias que fueron procesadas. Fue a raíz de la causa judicial que tiene implicados al organismo y al laboratorio Gobbi Novag y que puso bajo los flashes a la oficina de Comercio Exterior.

Los trámites están «cajoneados». Palabras más, palabras menos es la forma en que las fuentes le explicaron a Pharmabiz cuál es la situación actual del Instituto Nacional de Medicamentos (INAME).

Los mismos interlocutores detallan que el punto de inflexión estuvo marcado por la salida de Marta Spinetto. La funcionaria que actuaba como número uno del INAME y quien fuera miembro clave del organismo por más de 30 años dejó un sillón vacante y también caliente. Ver artículo

Aunque a decir verdad los problemas se arrastran desde antes. El fin de ciclo de Spinetto lo único que hizo fue agudizar la situación y tensar aún más la relación entre el sector privado y el Estado.

Ahora, según pudo saber Pharmabiz lo que está en el foco es la inercia del organismo y principalmente de los trámites relativos a las exportaciones e importaciones. De acuerdo a la información recabada por este medio, las quejas se fueron plasmando en diferentes reuniones que tuvieron como interlocutores a las distintas cámaras del sector.

Y aquí hay que sumar otra arista gravitante que, según las fuentes, paralizan la labor del organismo. Se trata de la incidencia y el rol de los gremios, que siempre le han puesto un freno a la «productividad» de la agencia que controla los medicamentos en la Argentina.

Según pudo saber este medio desde fuentes calificadas, su titular Carlos Chiale está recibiendo un gran número de reclamos por parte de los laboratorios, quienes en términos generales, no tienen respuesta acerca de los trámites iniciados ante las ventanillas del organismo. De hecho, y de acuerdo a la información relevada por Pharmabiz, las quejas se fueron plasmando en diferentes reuniones que tuvieron como interlocutores a las distintas cámaras del sector.

Aunque lo que se agregó en los últimos meses fue la cuasi paralización del sector de Comercio Exterior. Mientras que algunos laboratorios tienen obstaculizadas las importaciones, otros no pueden dar un paso hacia adelante con las exportaciones. En total, y según pudo saber Pharmabiz, hay alrededor de 300 expedientes congelados.

Fue justamente esa oficina la que estuvo en el foco de la tormenta después de que haya sido allanada a raíz de la causa judicial que tiene implicados al organismo y al laboratorio Gobbi Novag. De hecho, dos de sus funcionarias –Silvia Barredo Vanina Lucifora– fueron procesadas y se removió a todo el equipo. Ver artículo Ver artículo

Pesa asimismo, sobre la ANMAT el hecho de que nunca aplicó el recorte que se ejecutara en el Estado a partir de la gestión del presidente Mauricio Macri. Y en esta etapa, en la que todos los trámites se tradujeron a formato digital se hace mucho más evidente el sobre-dimensionamiento de la agencia.

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre