Las terapias génicas avanzan a paso firme en la industria de farma. Dentro de ese segmento la suiza Novartis es una de las que pica en punta. Hoy oficializó la compra de Arctos Medical, para seguir reforzando su negocio que tiene a Zolgensma -para atrofia muscular espinal- como punta de lanza.

La multi suiza Novartis le puso sello a la adquisición de su connacional Arctos Medical. Se trata de una compañía que patentó terapias basadas en la optogenética para tratar a personas con pérdida severa de la visión. Ver Press Release.

Así Novartis, que apunta a robustecer su negocio de terapias génicas, sumará por caso una tecnología desarrollada por Arctos para las distrofias hereditarias de la retina (DRH) y otras enfermedades que involucran la pérdida de fotorreceptores, como la degeneración macular relacionada con la edad (DMRE).

Así la corporación también buscará reforzar su creciente portafolio para el posible tratamiento de la pérdida de visión. Los desarrollos de Arctos se enfocan en abordar potencialmente muchas formas de DRH independientemente de la mutación genética subyacente. Según lo comunicado, de tener éxito un tratamiento basado en esta tecnología podría indicarse para tratar cualquier enfermedad que cause ceguera relacionada con problemas en los fotorreceptores.

«La optogenética está emergiendo como un enfoque terapéutico prometedor que podría restaurar la vista a las personas que son legalmente ciegas«, dijo Jay Bradner, presidente de los Institutos Novartis de Investigación Biomédica.

La tecnología de Arctos se basa en los descubrimientos de sus cofundadores científicos, Sonja Kleinlogel y Michiel van Wyk de la Universidad de Berna, en Suiza. La compañía fue originalmente incubada por +ND Capital y luego fue apoyada por Novartis Venture Fund, el vehículo que creó la multi para financiar startups, a través de una ronda Serie A.

Novartis: ventas crecen 3% en semestre

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre