El diario Clarín publicó un artículo el miércoles 20 de junio pasado reflejando la falta de vacunas en el mercado local. Ver artículo.

Fue así que actuando por reacción, los laboratorios Pfizer y GSK publicaron sendas solicitadas desmintiendo dichas faltas. Pfizer lo hizo el viernes 22 de junio y GSK, hoy martes 26 de junio.

Es así que la superposición de voces no ayuda a aclarar cuál es la realidad sobre la disponibilidad de todo el rango de vacunas en el país.

Las presentaciones que según el artículo periodístico están en falta pertenecen al francés Sanofi Pasteur, –que es experto en vacunas-; al suizo Novartis, al local Biol y al británico GSK.

Fuentes cercanas a Sanofi Pasteur aseguran que la falta de las vacunas de los franceses obedecen a un tema de sobredemanda. También que es muy difícil asegurar un correcto abastecimiento ya que los cálculos de proyección del stock necesario nunca pueden ser exactos.

Según dicho artículo los faltantes de Sanofi Pasteur son Act-Hib y Actacel contra la influenza, Avaxim indicada para prevenir la hepatitis, Trimovax para el sarampión, rubéola y paperas y por último la antirrábica Verorab. Aunque la falta sería solamente en los vacunatorios Vacunar.

Según pudo saber Pharmabiz los vacunatorios de Stamboulian y las grandes droguerías estarían hoy normalmente abastecidas.

En el listado también figuraba la vacuna contra la hepatits Virohep, del laboratorio Novartis. Consultado por Pharmabiz la empresa explicó que “la comercialización de la vacuna Virohep se normalizó y desde hoy ya se está vendiendo”.

La vocero de Novartis, María Laura de la Fuente explicó de forma muy clara que: Virohep es una vacuna que Novartis vende bajo licencia de la firma Crucell, quien además la produce”. Sucedió que Crucell dio falta y no tenía dosis para entregar a Novartis por motivos que se desconocen.

Mientras tanto, el nacional Biol explicó a través de su gerente general Gustavo De Riso, que la vacuna listada por el artículo de Clarín y que toma como fuente a Vacunar no se fabrica más desde el 2009 y dejó de comercializarse un año después, debido al descubrimiento de vacunas de última generación.

Una de las vacunas indicadas con carencia de stock es la Prevenar 13 del laboratorio Pfizer. A través de su solicitada la empresa aseguró que la dosis antineumocócica jamás sufrió limitaciones en la provisión de medicamentos. Además resaltan que está disponible en los centros de salud.

La empresa Vacunar va modificando de forma permanente su listado de existencias. El listado que toma Clarín y que publica el 20 de junio contiene 15 vacunas, mientra que su listado de hoy contiene 12 productos.

Los expertos en vacunas consultados por Pharmabiz aseguran que  para entender un poco más la situación hay que pensar que en el negocio de vacunas hay un factor que complejiza aún más el asunto. Es que en promedio se tarda al menos 8 meses para que cada vacuna pueda elaborarse.

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre