La británica GSK lanzó una nueva campaña publicitaria para su antitabáquico de venta libre Nicotinell. El spot propone iniciar un plan basado en metas de corto plazo.

Hay ciertas categorías de productos a las que les resulta árido dar a conocer sus atributos. Y los medicamentos indicados para dejar de fumar forman parte de este grupo.

Aunque la británica GSK le encontró la vuelta a la comunicación de su antitabáquico Nicotinell. En su reciente spot, la multi apeló al «enorme desafío» que significa abandonar el hábito de fumar y como respuesta puso en primer plano a su producto de venta libre.

El comercial que tiene como protagonistas a tres personas de diferente rango etario puntualiza que la clave en este proceso es proponerse metas cortas. Así, la compañía muestra a sus presentaciones en pastillas y chicles, a base de nicotina 1 mg. y 2 mg., respectivamente como las aliadas para alcanzar una vida sin tabaco.

A principios de 2019, el laboratorio montó su campaña en plena vía pública. Se instaló en la parada de los colectivos 150 y 106 con una triple cartelería de doble vista sobre la avenida Santa Fe donde estampó su mensaje antihumo. Allí, la empresa recurrió a generar impacto poniendo el eje en el bolsillo. Ver artículo

Pfizer y GSK cierran deal, OTC

Nicotinell en la parada del bus

Nicotinell: set de confesiones

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre