El extenso territorio brasileño le suma complejidad a la hora de la distribución de vacunas. El país se apoya en el CENADI, para stockear y distribuir los productos.

El CENADI, la Central Nacional de Almacenamiento y Distribución de Inmunobiológicos en Brasil, es el encargado de la logística y distribución de las vacunas en la extensa geografía brasileña.

El organismo recibe en Río de Janeiro los productos, tanto los de emergencia como los que forman parte del calendario nacional de vacunación. Allí los refrigera para luego transportarlos a lugares súper remotos de Brasil.

De acuerdo a un spot difundido por la OPS, el CENADI stockea en sus depósitos 25 tipos de vacunas, de las cuales el 90% son adquiridas a laboratorios brasileños.

De hecho, el mes pasado, el ministro de Salud de Brasil, Ricardo Barros, inauguró una línea de producción de vacunas contra la fiebre amarilla en las instalaciones de la nacional Libbs Farmacêutica. Fue en el marco de un acuerdo entre el laboratorio privado y Bio-Manguinhos. Ver artículo

 


 

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre