La firma de capital privado Permira está poniendo un pie en el segmento del plasma sanguíneo. Será mediante la adquisición de la italiana Kedrion, representada en la Argentina por la nacional Biofactor, y de la británica Bio Products.

El plasma sanguíneo atrajo el interés de la empresa de capital de riesgo Permira. La firma, con base en Londres se está asociando con el fondo soberano The Abu Dhabi Investment Authority (ADIA – la Autoridad de Inversiones de Abu Dhabi) para comprar la farmacéutica familiar italiana Kedrion Biopharma y la empresa británica de plasma sanguíneo Bio Products Laboratory.

Las partes combinarán los dos negocios para formar una compañía que tendrá €1.100 millones de ventas anuales y más de 4.000 empleados globales. El grupo fusionado ofrecerá terapias derivadas del plasma sanguíneo humano para pacientes con sistemas inmunológicos comprometidos y trastornos hemorrágicos. Permira planea continuar expandiendo el negocio a nivel internacional y desarrollar nuevos productos, además de buscar más adquisiciones a efectos de crear un firma especialista en tratamientos paera enfermedades raras. Con esta transacción, Permira suma una nueva empresa de origen farma, después de su creación en el año 1985. En el 2020 había comprado a la española Neuraxpharm, enfocada en tratamientos para el sistema nervioso central. Además, entre sus adquiridas resalta por caso Team Viewer, conocida por su software para acceso remoto.  Ver Press Release.

Kedrion, mantiene un portafolio de 21 productos y opera con base en La Toscana, Italia, así como con filiales en varios países incluyendo a Brasil y Colombia. El fondo FSI de Italia y la familia Marcucci, que son los inversores actuales en la empresa, permanecerían con cierta participación en la nueva entidad combinada.

Permira y ADIA, en tanto, tendrán una participación controladora en el negocio. A su vez, la transacción ofrece una salida para el propietario chino de BPL, Creat Group Corp, que encontró su camino minado por obstáculos regulatorios en Estado Unidos después de intentar construir un negocio global de plasma sanguíneo. Ver «Fresenius y Advent: pelea por Creat».

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre