A diferencia del 2019, que había registrado mega deals como la adquisición de Celgene por parte de BMS y la de Allergan por Abbvie, el 2020 fue pobre en términos de fusiones y adquisiciones. A nivel global, y debido a la pandemia del COVID-19, los acuerdos resultaron más reducidos en número y en peso. La operación AstraZeneca-Alexion fue lo más destacado casi en el cierre del año.

El 2020 estuvo signado por la pandemia del COVID-19. Y esta realidad se vio reflejada en el menor volumen que tuvieron los mergers and acquisitions que se sellaron a nivel global en la industria de farma.

La británica AstraZeneca sacudió, muy cerca del cierre, a un 2020 que venía pobre en términos de fusiones y adquisiciones para el sector de farma. La multi selló la compra de la norteamericana Alexion por u$s 39 mil millones, marcando el deal más grande del año y de todo su historial de acuerdos.

La cifra contrasta con los u$s 74 mil millones que la norteamericana BMS pagó por su connacional Celgene y que encabezó la tabla en el 2019. Sin embargo, la operación AZ-Alexion fue la única del sector farma englobada en el top 10 de los M&A del 2020.

El escenario monótono se mantuvo durante todo el primer semestre, donde no se anotó ninguna operación que superara los u$s 5 mil millones. Según datos de IQVIA, durante el período enero-junio la inversión que las compañías del sector destinaron a M&A se desplomó un 91% a apenas u$s 19.1 mil millones.

El ranking general quedó liderado por las fusiones de Unliver PLC con Unilever N.V. -en el wing del consumo masivo- y de S&P Global con IHS Markit -en el sector financiero-, valuadas en u$s 81 mil y u$s 44 mil millones respectivamente. Además en el ala tech, la estadounidense Nvdia compró a la británica Arm por u$s 40 mil millones, igual suma que la japonesa NTT pagó por el operador de telefonía móvil nipón Docomo.

Y en el mercado de farma, otra que le apuntó fuerte al crecimiento inorgánico este año fue la norteamericana Gilead, que rompió el chanchito para abrochar dos mega deals. En septiembre anunció la compra de la biotecnológica Immunomedics por un monto de u$s 21 mil millones. Antes había acordado sumar a la estadounidense Forty Seven por u$s 4.9 mil millones para reforzar sus desarrollos en terapias inmuno-oncológicas. Además en este 2020 se hizo de la alemana MYR GmbH, centrada en terapias para el virus de la hepatitis crónica delta, por cerca de u$s 1.4 mil millones.

La norteamericana MSD también estuvo entre las más activas con tres deals cerrados en 2020, aunque de menor relevancia. La multi sigue apostando fuerte por el segmento de Oncología. A días de haber negociado la compra de VelosBio por u$s 2.750 millones, la compañía anunció la adquisición de OncoImmune en u$s 425 millones. Antes se había hecho de la austríaca Themis, enfocada en vacunas y terapias de inmunomodulación.

Otra que quiere fortalecer su cartera de proyectos oncológicos es la alemana Boehringer Ingelheim, que recientemente selló un acuerdo para adquirir todas las acciones de la biotecnológica suiza NBE-Therapeutics, especializada en terapias basadas en ADCs -drogas conjugadas con anticuerpos-. La multi se comprometió a desembolsar € 1.180 millones (u$s 1.429 millones) por la operación. Ver artículo.

Y en este segmento, sobre el final de año se concretaron otros dos deals de relevancia. Pfizer anunció un acuerdo de colaboración con la suiza Myovant Sciences para desarrollos en oncología y salud de la mujer. El desembolso de la multi norteamericana podría llegar hasta los u$s 4.2 mil millones. Por otro lado, la francesa Servier cerró la compra del negocio de Onco de la norteamericana Agios Pharmaceuticals. La transacción podría tener un valor de hasta u$s 2 mil millones si se cumplen ciertos hitos regulatorios. Ver artículo.

Un año dividido en dos

Si bien la pandemia de coronavirus provocó un nivel significativo de asociaciones entre empresas biofarmacéuticas deseosas de acelerar el desarrollo de vacunas o terapias para combatir el virus, también actuó como un freno para otros tipos de acuerdos, especialmente fusiones y adquisiciones, destaca un informe de IQVIA. Ver reporte.

Los M&A registraron durante la primera mitad del 2020 una desaceleración como resultado de la incertidumbre y la interrupción parcial de operaciones. Además la abundancia de capital disponible, principalmente en Estados Unidos, permitió que muchas empresas de biotecnología -que suelen ser el blanco predilecto de las big pharma- se mantuvieran independientes, resalta el documento de la consultora.

Enero es un mes en el que históricamente se suelen realizar grandes anuncios de M&A en farma, pero esta vez se trató de una excepción en lugar de una regla. A tal punto que la notable ausencia de deals relevantes fue un tema de conversación en la clásica JP Morgan Healthcare Conference. La compra de Dermira por Lilly en u$s 1.1 mil millones fue la única que apareció en el horizonte en esa fecha.

Durante la segunda mitad del año, los acuerdos y mergers exhibieron un interesante repunte. En octubre, BMS anunció la adquisición de la norteamericana MyoKardia, especializada en tratamientos para enfermedades cardiovasculares, por u$s 13.1 mil millones. Y en este negocio también resaltó la compra de la francesa Corvidia Therapeutics, enfocada en enfermedades cardiometabólicas, que la danesa Novo Nordisk selló por u$s 2.100 millones.

En tanto, una operación destacada en materia de terapias para enfermedades autoinmunes fue la protagonizada por Janssen en agosto. La norteamericana que forma parte del grupo J&J se hizo de Momenta, a través de una oferta pública en efectivo cercana a los u$s 6.5 mil millonesVer artículo.

Y otra que le puso el ojo a los tratamientos para enfermedades autoinmunes fue la francesa Sanofi, que ofertó u$s 3.680 millones para sumar a la estadounidense Principia Biopharma. Además, en el segmento de la inmunología, la multi cerró la compra de la neerlandesa Kiadis por € 308 millones, una biofarmacéutica especializada en terapias basadas en células. Ver artículo.

En paralelo, las terapias génicas se han convertido en una de las estrellas de farma. Y las fusiones y adquisiciones están reflejando este creciente interés. Por caso, la alemana Bayer se hizo de la norteamericana Asklepios BioPharmaceutical en un deal valuado en unos u$s 4.000 millones. Se trata de una biofarmacéutica enfocada en tratamientos de este tipo para distintas áreas terapéuticas. Ver artículo.

En este segmento, Eli Lilly acordó la compra de la estadounidense Prevail Therapeutics, que desarrolla tratamientos potenciales para la demencia, la enfermedad de Parkinson y otros trastornos neurodegenerativos. Sujeto a ciertas condiciones, el monto de la operación podría llegar a los u$s 1.040 millones. A su vez, la suiza Novartis adquirió a la norteamericana Vedere Bio por u$s 280 millones, centrada en terapias génicas para la restauración de la visión. Además, a fin de año Novartis desembolsó u$s 210 millones para hacerse de Cadent Therapeutics, una biofarmacéutica que desarrolla tratamientos para trastornos cognitivos y del estado de ánimo. Ver artículo.

En este 2020 de pandemia y con el nicho de Diagnóstica en auge, la suiza Roche compró a la norteamericana Stratos Genomics, una firma centrada en secuenciación de genes. Las empresas ya tenían un historial conjunto, en función de que trabajaron en un partnership desde el 2014 mediante dos desembolsos del fondo de inversión Roche Ventures. Ver artículo.

En la vereda de la cosmética, el deal más importante del año fue el que protagonizó la norteamericana Coty, que le vendió el 60% de su negocio de cuidado capilar Profesional y de Retail a la firma de inversión KKR por u$s 2.500 millones. La operación incluyó a las marcas Wella, ClairolOPI y ghd, las que ahora forman parte de una empresa independiente bautizada Wella. Ver artículo.

 

Deals Globales 2020-12

Farma 2019: los deals del año

Enterate de la lista de adquisiciones del año a nivel global. #Farma #Laboratorios #Deals #Adquisiciones #M&A #Inversiones #Pandemia #COVID19 #Informe #Pharmabiz

Dejar respuesta

Escriba su comentario
Ingrese su nombre